Metodología para el análisis de amenaza por inundación en las AMEA

Sobre este documento:

METODOLOGÍA PARA EL ANÁLISIS DE AMENAZA POR INUNDACIÓN EN MASA EN LAS AMEA


Preview amenaza inundacion.PNG


PROYECTO “ESTUDIO DIAGNÓSTICO SOBRE ÁREAS MINERAS EN ESTADO DE ABANDONO”


Preparado como una iniciativa interinstitucional, a través de la Universidad Industrial de Santander (UIS) - Grupo de Investigación en Minerales, Biohidrometalúrgia y Ambiente (GIMBA), y el Ministerio Colombiano de Minas y Energía (MME)


Introducción

La importancia de esta guía es establecer un escenario de amenaza enfocado a fenómenos de inundación, específicamente asociado a la extracción de material de arrastre o de lecho de río sobre zonas naturalmente inundables. Estas amenazas se analizan dado que, su principal detonante son los procesos mineros realizados principalmente sobre la llanura de inundación de los ríos, generando afectación en los márgenes del cauce y eventos amenazantes que afecten tanto áreas directas como de incidencia de las Áreas Mineras en Estado de Abandono -AMEA.

La minería es un sector de la economía que jalona el desarrollo regional, siempre y cuando ésta se realice de manera idónea y planificada, minimizando los impactos y realizando procesos sostenibles de explotación; sin embargo, este no es el caso de las AMEA en estudio, en general son procesos mineros desarrollados sin tener en cuenta los requisitos ambientales, sociales y legales, limitándose a la explotación indiscriminada de los recursos naturales, impactando y presionando el medio ambiente. Los fenómenos de inundación que pueden darse en estas AMEA son detonadas, en algunos casos, por los procesos mineros inadecuados, que en general presentan afectación de la dinámica de los cauces al modificarse ya sea por invasión y movimiento del mismo, produciendo así alteraciones tanto en la actividad lateral (divagación) y en la estabilidad vertical (socavación). Esta afectación no sólo se da en el sitio específico de intervención debido a que la dinámica e hidráulica de los cauces hace que estos procesos se trasladen aguas arriba y aguas abajo, generando desequilibrios en las márgenes y en el fondo, migraciones de cauce e inundaciones en eventos lluviosos, entre otros.

Las inundaciones son consideradas como uno de los fenómenos de mayor impacto en el ámbito mundial, debido a que se producen en grandes extensiones territoriales densamente pobladas. La ocurrencia de fenómenos hidroclimáticos devastadores, producto del cambio climático o de periodos de recurrencia normal han generado pérdidas económicas, ambientales, de infraestructura e incluso muertes en Colombia, un ejemplo de lo anterior son las inundaciones ocurridas en el año 2010-2011 (fenómeno de la niña), en la cual se estiman pérdidas cercanas al 1 % del PIB, (US$3800 millones), más de 200 muertos y cerca de cuatro millones de personas afectadas. Durante este acontecimiento se hizo evidente que es muy cuantioso atender el desastre, que si se hubiese tenido una planificación y unos instrumentos adecuados de gestión del riesgo, parte del daño habría podido mitigarse.

Es por lo anterior, en los últimos años las políticas públicas, a nivel nacional, han llevado a concebir la gestión del riesgo como un elemento indispensable en el ordenamiento del territorial y han llevado a la expedición de normativas específicas que permitan gestionar el riesgo, es así que la Ley 1523 de 2012 establece que “ La gestión del riesgo se constituye en una política de desarrollo indispensable para asegurar la sostenibilidad, la seguridad territorial, los derechos e intereses colectivos, mejorar la calidad de vida y está intrínsecamente asociada con la planificación del desarrollo seguro”.

El principal objeto de este documento, es evaluar la amenaza por inundación en las AMEA, mediante la incorporación de una serie de variables que inciden en la ocurrencia de estos fenómenos, en una metodología multicriterio dentro de un ambiente de Sistemas de Información Geográfica (SIG).

Se destaca a su vez que el análisis de la amenaza a inundación requiere conocimientos y experiencia específica en áreas afines a la temática. Los equipos de trabajo deben incluir como mínimo profesionales con educación, formación y experiencia en geología y/o ingeniería geológica y geotécnica, o profesionales con experiencia en el ámbito de hidrología, debido a la caracterización a desarrollar en el terreno, como también el profesional con componente en SIG para el desarrollo del modelo. La formación de estos profesionales debe estar acreditada por una institución educativa apropiada y por el consejo profesional que regule la actividad en el país.

La escala de trabajo dependerá del tipo de información secundaria recolectada, es decir, de la escala en la que se encuentre la cartografía. En campo, la información recolectada se tomará del formato, el cual se aplicará a cada una de las AMEA, donde existan cuerpos de agua cercanos.

Finalmente, se destaca que las condiciones de inundacióm no son constantes en el tiempo, por lo cual los estudios requieren actualizaciones periódicas que dependen de los cambios naturales o urbanísticos que experimenten los municipios.

Descarga

Haga clic aquí para descargar este documento